Una historia de tabaco

Con un toque de chaveta fuimos bienvenidos. Sin levantar las manos de las hojas color café y con aroma cubano conversamos, no hay tiempo que perder cuando se crea un tabaco.

En una tabaquería puede entenderse la Historia de Cuba; es inevitable pensar en los tabaqueros de Tampa, los que le dieron a la Revolución, sin miramiento alguno, el dinero para sustentar la casa; porque hay hogares más grandes y más de todos.

Con paciencia y con esmero se hace un tabaco, y también se hace un pedacito de historia.

Anuncios

Acerca de lamariposacubana

Periodista. Adoro las mariposas y mi familia (la de sangre y la que la vida ha puesto delante de mí: los amigos). Me encanta escribir. Orgullosa de ser hija, amiga, tía y hermana.
Esta entrada fue publicada en De mis pensares, Soy camagüeyana y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s