Abuelita Celia

He olvidado creer, lo sé. Dudo del poder de un Dios que me deja sola en la tierra y se rodea en el cielo de mis ángeles queridos; solo me deja la fría tumba y el único adiós que nunca quisiera darles.

Es entonces que el cementerio se convierte en un nuevo destino en mi mapa familiar, porque allí están ellos, y con ellos una parte de mí.

Justo ahí está ella, una parte de mí, de la que no viene por la tarjeta, de la que se siente dentro; una parte de mi corazón porque, justamente, quiero que así sea. Yo soy Hernández Loredo y ella es Cabrera García pero es mi bella abuelita Celia.

Es una dama, una señora de amor puro, no guardó nunca nada para sí, lo dio a sus tres bellos hijos y a sus nietos reales, y  a los que nos adjudicamos el derecho de serlo. Siempre tenía espacio para alguien más en su corazón, y su risa… su risa abría las margaritas y sus ojos sinceros competían en belleza con las rosas…

Y justo ahora recuerdo que estoy en el cementerio y con lágrimas en los ojos quedo totalmente de acuerdo con lo que dice su lápida “sencilla como las mariposas”; como las mismas que huelen estas bloguras mías, que también son suyas, por eso hoy todas las mariposas son para ella, para mi abuelita Celia, donde quiera que esté.

Anuncios

Acerca de lamariposacubana

Periodista. Adoro las mariposas y mi familia (la de sangre y la que la vida ha puesto delante de mí: los amigos). Me encanta escribir. Orgullosa de ser hija, amiga, tía y hermana.
Esta entrada fue publicada en ¿?, En una crónica el alma y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Abuelita Celia

  1. aurora dijo:

    Ay mi “piquito de oro”, una vez mas has calado muy profundo en mi corazon con esa forma tan especial de decir tus cosas como tu solo sabes hacer!!!
    Tu abuelita Celia donde quiera que este junto a tu adorado “Papi” y abuelita Luisa estarán sonrientes y muy orgullosos de la pequeña personita con un inmenso corazón que resulto del gran amor que te rodeo.
    Hoy tu blog es el vivo reflejo de lo que ellos predicaban con sus enseñanzas:sencillez y humildad como la flor de la mariposa…….

    BELLO, BELLO, BELLO !!!!!!!!!!!!

  2. Pingback: Mi mamá en el pre | La Mariposa Cubana

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s