El ciclo de la Historia

La Historia tiene maneras de enseñarnos. Una espiral de sucesos que nos pueden llevar al desarrollo o al inequívoco ejercicio de la repetición. Si algo tenemos los nacidos bajo el signo de Cuba es buena memoria, sobre todo ante la amnesia, selectiva, de quienes han gobernado en el Norte vecino.
Los creídos Mesías estrenaron su divina misión de interventores pacifistas en el hemisferio mucho antes de extender su manto al resto del mundo. Desde entonces una pieza apetecible ha sido esta nación indómita.
Una nación que desde 1492 aprendió a vivir con la cruz y la espada rozándele la garganta al tiempo que se nombraba y se definía. En medio de toda esa sangre y esa vida que cuestan los aprendizajes a fuego estuvo Estados Unidos a la sombra, esperando el momento de la “salvación” por su mano de un pueblo de débiles y afeminados, incapaces de gobernarse.
Martí, el hombre a quien nunca le tembló la vida por Cuba, alzó la voz y contó de nuestro servicio a la paz, tan antiguo como nuestras ansias independentistas. Pero donde muchas veces olvidan el por qué de las luchas y la muerte de Abraham Lincoln no cejaron en su empeño. El inmenso cubano lo vislumbró e hizo su causa evitar su extensión por Nuestra América. Seguir leyendo

Anuncios
Publicado en De mis pensares, Mi Cuba insomne | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Casualidades

Y puede ser que que existan las casualidades, y con un un café o una pizza, el mundo comience a crecer, a llenarse como la Luna llena.

Y, de casualidad, dejes tu marca, tu huella, tu forma: una canción, una ciudad, un libro… un sueño.

Y, quizás, casualidad mediante, los caminos se crucen, se aferren, se imanten y descubramos que, casualmente, antes todo fue un ensayo para este final.

Y tal vez, sean setenta las casualidades que nos lleven a un amanecer.

Publicado en En una crónica el alma | Etiquetado , | Deja un comentario

Martí y El Camagüey

El hecho de que Martí no estuviera físicamente en Camagüey no impidió que el halo de su vida y su obra tocara a esta provincia.

En sus textos hay referencias a unos 119 camagüeyanos, 110 a Camagüey y 31 a Puerto Príncipe.

Muchas veces en estos acápite no se incluye una visión de la región sino del suceso o persona a la que hace alusión. Seguir leyendo

Publicado en ¿? | Deja un comentario

Apuntes para una Feria

Mi Adelante tuvo su espacio también en la Feria del Libro

en Camagüey, para no divagar en amores me hice unas notas.

De lo que dije y de lo quedó en agenda aquí está todo.

 

Adelante es un espacio vivo al que no tienes más remedio que entregarte. Es al mismo tiempo un sentimiento y un compromiso y un lugar físico.

Lo primero lo hace una familia, una que crece y se extiende, una que discute y se deja de hablar una semana, una que llora y te salva, una que se preocupa, una donde hay buenas plumas y malos genios (como me dijeron hace poco) que te toca el alma para toda la vida. Eso lo hace un sitio real y lo segundo (lugar físico) un espacio imperfecto pero perfectible, un lugar donde faltan cosas pero habitado por un grupo heterogéneo de eternos inconformes y por tanto la provocación del cambio está a la orden del día, tanto en los asuntos de cortinas y colores para las paredes como para cada edición, digital o impresa, para cada foto, texto o tiempo verbal, incluso para cada comilla que se utiliza. Seguir leyendo

Publicado en De mis pensares, En una crónica el alma, Nostalgias | Deja un comentario

Me quedo con la confianza

Límpido. Seguro. Con la altivez que nace de saberse del lado correcto de la vida, construyendo la historia no por protagonista sino por servidor, como si fuera obrero, como si fuera uno más de la gran maquinaria que es una nación como Cuba, un proyecto de sociedad de utopías realizables, llegó el Presidente a Camagüey.

Pulcro en los ademanes, en la mirada, en la palabra. Díaz-Canel caminó el territorio como familia en casa; con serenidad y con el oído presto. Seguir leyendo

Publicado en De mis pensares, Mi Cuba insomne, Soy camagüeyana | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

La Asamblea de la fidelidad

El Presidente Miguel Diaz-Canel lo dijo, después de casi 60 años continuamos el mismo camino, con la fuerza arrolladora que nos viene desde el Padre, el Mayor,… el Maestro, y todos los demás que abonaron el suelo sobre el que hoy nos toca continuar la edificación de la Revolución Cubana. Esa que “sigue de verde olivo dispuesta a todos los combates”, porque con tierra tan fértil no caben los remilgos, estos son tiempos de crear y de fundar. Seguir leyendo

Publicado en De mis pensares, Mi Cuba insomne | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

Amor de todo

Nadie ama por obligación.

Amar no es tarea, ni encargo familiar.

Amar nace y crece y florece en la medida que se ensancha el alma.

Amar es una acción presente y continua en mi vida.

Sobre todo cuando hay quienes te aúpan y te llena.

El mayor amor no viene de adentro, viene de afuera, de quien te quiere “de gratis”, de veras.

Entonces todo es más claro más lleno porque los desvelos, las alegrías, los problemas, los logros, las lágrimas tocan a menos y a más.

Porque los ti@s son la suerte de vida extendida fuera de ti, de gracia divina, de ángeles guardianes siempre vigilantes.

Son las personillas que sanan con un beso y un abrazo, que endulzan con la voz y celan fuerte.

Yo tengo 12 y sé bien lo que son los amores de ti@s, los amores “de gratis”, de todo.

Publicado en De mis pensares, En una crónica el alma | Etiquetado , , , | Deja un comentario